Day: March 2, 2016

Un vistazo: de la ciencia ficción a la realidad

Cada vez la ciencia y la tecnología nos han demostrado las múltiples formas en las que pueden interceder por nuestra salud.

Y existen también descubrimientos que se han hecho de forma fortuita y que, gracias a la vivacidad de su descubridor, se logró notar algo que pudiera servir para mejores fines.

lente intraocularPor ejemplo, sabías que… ¿el lente intraocular, también conocido como de sustitución, proviene de una observación durante un combate entre cazas británicos en el periodo de la Segunda Guerra Mundial?

Esta interesante anécdota indica que durante ese hecho, el oftalmólogo británico Harold Ridley atendió de emergencia a un piloto de la Real Fuerza Aérea.

Este notable piloto tenía alojado en sus ojos fragmentos de su cabina de plástico que fue duramente ametrallada.

Durante la atención al piloto, nuestro ilustre oftalmólogo Ridley observó que este material extraño no producía ningún tipo de reacción a los diversos tejidos oculares.

Este hecho le ofreció la idea de teorizar que un lente de plástico bien podría sustituir de forma permanente el cristalino natural nublado, a lo cual acertó, para fortuna de muchos desde entonces.

Así como este hecho histórico, tenemos un millar en la historia de los descubrimientos, unos son fortuitos, otros ocasionados, otros son de lo más inesperados.

Y existen otros que son impulsados con una idea muy clara a conseguir. Por ejemplo, lo que están haciendo en Israel.

Una pista… ¿Te acuerdas del hombre nuclear?

hombre nuclearAquel astronauta que tiene un accidente en una nave experimental y queda gravemente herido. Todo comienza cuando en la sala de cirugía, uno de sus ojos, las piernas y su brazo derecho deben ser reemplazados por implantes biónicos y que, a la larga, le otorgarían poderes sobrehumanos.

Esta famosa serie de los 70 se inspiró en la novela de ciencia ficción Cyborg, escrita por el autor neoyorquino Martin Caidin.

Y créeme, fui uno de sus fans, ya que pensar en tener esas cualidades seguramente era genial, por lo que los chicos de mi calle jugábamos a que éramos “hombres nucleares”.

Y bueno, parte de esa ciencia ficción ya se puede palpar en nuestros días. Como te mencionaba, en Israel, los científicos han desarrollado una tecnología que puede permitir “ver” a las personas que son ciegas de nacimiento, esto con la ayuda de una lente de contacto biónica.

Este “milagro científico”, que para mí lo es, ya que implica darle la vista a un ser humano que ha nacido sin la posibilidad de ver lo que le rodea, es casi un hecho.

La idea de este lente de contacto biónica se concibe gracias a una pequeña cámara que recibe la información visual del medio ambiente y transmite las señales a esta lente.

De ahí, la lente pasa las señales a través de electrodos ubicados en la córnea y de allí a las áreas cerebrales sensoriales, generando un estímulo que simula la información visual.

Además de conseguir esta funcionalidad y dar a las personas ciegas la posibilidad de “ver”, esta tecnología se logrará implementar en el paciente sin necesidad de una cirugía o dañar otros sentidos vitales u órganos”.

Creo que esto es más que genial en especial para las personas ciegas.

Si bien aún no se ha aprobado en ensayos clínicos, si se ha permitido estudiar la viabilidad del sistema el cual ha sido probado en 10 pacientes que ven con un modelo de simulación de la lente biónica, que transmite estímulos al dedo en lugar de la córnea.

En fin, ya está aquí una solución que solo veíamos en una serie de ciencia ficción hace casi medio siglo y ahora  está más cerca de ser una realidad.

Para saber más de este tema visita LabUno